El Viagra hasta resuelve los problemas de horario

La célebre pastilla azul utilizada para tratar la disfunción eréctil, leáse Viagra, podrí­a tener un efecto colateral imprevisto: en la dosis adecuada, ayudarí­a a contrarrestar los efectos del jet lag.

El jet lag no es otra cosa que la descompensación horaria, disritmia circadiana o sí­ndrome de los husos horarios, es un desequilibrio producido entre el reloj interno de una persona (que marca los perí­odos de sueño y vigilia) y el nuevo horario que se establece al viajar en avión largas distancias, a través de varias regiones horarias.

Al parecer, la pastilla más famosa del mundo, después de la aspirina, acelera el metabolismo, por lo que el cambio de horario ya no es una descompensación para el reloj biológico.

Y si no fuera así­… no importa, ir a Europa con Viagra… bueno, seguramente de cualquier forma será un viaje de placer.

Ví­a

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *