Dedicar tiempo a los hijos

Sugerencias para ocupar el tiempo libre en familia

En la mayor parte de los casos, nuestros hijos tienen mucho más tiempo de ocio que nosotros. Eso nos invita a aprovechar al máximo los pocos instantes en los que podemos libranos de nuestras obligaciones laborales y sus deberes para disfutar juntos de un tiempo de espacimiento. A continuación os ofrecemos algunas ideas que os pueden ayudar a educar a vuestros hijos e hijas a través de actividades lúdicas.

En el hogar:

Procura usar la televisión y las pelí­culas de ví­deo con un sentido educativo. Aprovecha las tardes lluviosas para organizar una sesión de cine familiar: para que sea entretenida y a la vez útil, podéis ver la pelí­cula en familia y después hacer un debate sobre la misma con los niños mientras merendáis (si no hay merienda, los niños tienden a desaparecer después de la pelí­cula..:)

Intenta involucrar a toda la familia en las actividades domésticas. Las comidas de los domingos pueden comenzar el sábado por la tarde con una visita familiar al supermercado: distribuye la lista de la compra entre los pequeños de la casa y hazles responsables de parte de la elaboración de la receta o de la preparación de la mesa. Este tipo de actividades también pueden servir para concienciarles sobre valores tales como la comida sana o el reciclaje.

Si está dentro de vuestras posibilidades, destinad un espacio del hogar a las “actividades recreativas”. Es importante que los niños se sientan cómodos y relajados en su tiempo de ocio, y que sepan que en casa también pueden divertirse dentro de unos lí­mites que prioricen (al menos, de vez en cuando) la necesidad de esparcimiento a la responsabilidad de mantener un cierto orden.

Fuera de casa:

Fomenta en tus hijos la práctica de actividad fí­sica. Es importante que les animes a practicar el deporte que les guste a ellos, no el que quisieras tú que practicasen. No les obligues a tomárselo demasiado en serio si no están motivados, tal vez les guste más jugar en el parque con sus padres o sus amigos que entrenar o formar parte de un equipo.

Organiza salidas al campo con tus amigos y sus hijos. Las casas rurales son una opción cada vez más popular y bastante económica si se busca con tiempo y os juntáis varias familias con crí­os pequeños. Si sois de ciudad, aprovechad para enseñarles la vida del campo: cómo se mantienen los huertos, cómo se alimentan los animales de granja, cómo se plantan los árboles, etc.

Haz turismo en tu propia ciudad o región y anima a tus hijos a ser partí­cipes de actividades de acción social: voluntariado, organización de eventos, etc. Muchas veces no somos conscientes de que a un paso de casa tenemos infinidad de opciones para pasar el tiempo en familia, tanto al aire libre (picnics en parques y jardines, o playas, ferias) como recintos cerrados (vistas a museos, exposiciones).

Fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *